Duelo gestacional y perinatal

Cuando esperando la vida te encuentras con la muerte.
El mayor tabú de la Maternidad.

 

Por Nohemí Hervada. 07.Junio 2009

Quienes me habéis seguido a lo largo de los meses ya sabéis que el embarazo de nuestra niña no siguió…

Haber sufrido un aborto involuntario me ha hecho darme cuenta de la otra cara de la moneda… de esa parte que desgraciadamente es bastante común, pero de la que se habla muy poco.  A veces son los propios padres quienes no lo hacen… otras veces son los demás quienes no quieren oír… En cualquier caso, como siempre, la información es crucial… Quien pase por este trance sin hacer el “duelo” igual se da cuenta un día que hay algo que no va bien… Los traumas que se intentan tapar no se curan… y perder un hijo es una de las peores cosas que pueden pasarle a unos padres… sino la peor de todas…

He decidido crear una nueva categoría en el Blog con información, artículos, experiencias, consejos, enlaces… en resumen, con herramientas para que quienes hayan sufrido (o conozcan alguien que haya sufrido) un aborto involuntario tengan más información que los consabidos comentarios poco afortunados que la gente te hace en estos momentos.

Si has vivido esta dolorosa experiencia, piensa que nadie entiende a 100% lo que está pasando… porque incluso la misma situación es vivida de forma diferente por cada uno, así que si quieres que te comprendan, tendrás que hablar y contar cómo estás, cómo te sientes y qué esperas. No dudes en llorar y  desahogarte, no te avergüences ni pidas perdón por tu dolor… si los demás no están cómodos con el tema… ahora no es problema tuyo preocuparte de eso.

Si conoces a alguien que esté pasando por ello y no sabes qué decir, un simple “lo siento” o “¡Qué pena!” es suficiente e infinitamente mejor que una frase tópica dicha sin pensar o dicha por la necesidad de cubrir un silencio incómodo. Repasa la Lista de Consejos y hazle saber a esa persona que no te molesta que llore y/o hable del tema todo cuanto desee y todo el tiempo que considere oportuno, incluso después de semanas, meses y/o años. No evites preguntar… normalmente los padres deseamos hablar de nuestros hijos… ¿por qué iba a ser diferente con el bebé que ya no está? Era nuestro bebé igualmente, y que nadie lo conociera no le hace menos real e importante para nosotros.

Si en el pasado pasaste por esta experiencia  aparentemente sin consecuencias y conocer otro caso cercano te “remueve” algo por dentro… párate y tómate tu tiempo para pensar en lo que te ocurre, en por qué te ocurre… Si tuviste el duelo necesario, si le asignaste a ese bebé el papel que merece en tu vida… nunca es tarde para curar las heridas… y un duelo no vivido será una herida sin cicatrizar que puede reabrirse cuando menos lo esperas.

 

[box]

Si necesitas el acompañamiento en esta etapa de una persona especializada en acompañamiento al duelo perinatal  y/o conoces a alguien que pudiera necesitarlo, contacta conmigo.

 ¡No pases por esto sola!

[/box]

Más vídeos en mi Canal de Youtube MimosyTeta

ENLACES  WEBS RELACIONADAS

Siempre en el corazón (El Parto es Nuestro)

Uma Manita

Duelo Gestacional y Perinatal

Niños del Agua

Petitsambllum

Para Siempre en el Corazón (Grupo de apoyo para madres y padres que han perdido un hijo)

Obgyn.net : Diciendo Adios antes de poder decir Hola

www.miscarriagesupport.org.nz (inglés)

www.allaboutlifechallenges.org Sobrellevar el aborto espontáneo

kidshealth.org/ Aborto espontáneo

www.miscarriageassociation.org.uk (inglés)

Reportaje TV3 (Catalán y castellano)
Nuestras Estrellas Fugaces (grupo en facebook)

ARTÍCULOS DE INTERÉS


Post de Mimos y Teta en esta categoría

“El padre también está en duelo” por Cristina Silvente

 

FOLLETO PARA PADRES PARA DESCARGAR

Díptico  familiares y amigos (1)
Díptico familiares y amigos (2)

“Manejo expectante del aborto” (traducido por El Parto es Nuestro)

Guía sobre el duelo en la infancia y adolescencia

LIBROS

  • “La Cuna Vacía”
  • “Las voces olvidadas
  • Aborto espontáneo, libro para padres. Johnson, Joy
  • Brazos vacíos. Sobrellevando un aborto espontáneo, el nacimiento de un bebé muerto y la muerte infantil. de Sherokee Ilse
  • Déjame llorar, Anji Carmelo
  • Un nuevo embarazo; después de la pérdida, la esperanza de Carol Cirulli
  • La muerte, un amanecer de Elisabeth Kübler-Ross
  • El tratamiento del duelo: asesoramiento psicológico y terapia, de Worden, J.William

PARA PROFESIONALES
(Copiado de la Web Uma Manita)

  • Brazos vacios-pdf
    Programa de Enfermería de Salud Mental de Acompañamiento en Duelo Perinatal desde un Centro de Salud Mental.
    Adaptación de la Comunicación presentada al XXV Congreso de la Asociación Nacional de Enfermería de Salud Mental, celebrado en Salamanca del 12 al 14 de Marzo de 2008.
    Por Ana Pia Lopez García de Madinabeitia y José Ignacio Zuazo Arsuaga
  • Perspectivas de enfermeria
    Cuidado emocional de la muerte perinatal y su impacto para las enfermeras y matronas.
    Por Brenda Whiting Beard y Louise Ward.

Comentarios

  1. gracias por sacar fuerzas para hacer esto seguro que como yo hay muchas que lo necesitabamos; yo tuve un aborto involuntario en enero pero fue de muy poco tiempo aun así me dolió el alma por que yo quería tener otro bebe de hecho todavía quiero pero no puedo por que mi pareja no esta de acuerdo por la situación económica que atravesamos, yo tuve que reprimir mis sentimientos por que al ser un aborto dentro del primer trimestre los comentarios fueron menos mal, gracias a Dios, que no esta el horno para bollos, no te convenía etc………… y otros por el estilo es la primera vez que hablo de ello desde entonces por que no sabia con quien hacerlo ni donde y mientras te lo cuento por fin lloro mi perdida. lamento también la tuya un beso muy grande y de nuevo muchas gracias.

    1. Hola Sandra:
      Me alegro que escribir sobre algo tan doloroso te ayude a ti a canalizar y compartir tu pena por tu criatura perdida. Esos seres pequeñitos merecen el reconocimeinto que la sociedad, a veces incluso la familia y/o amigos, se niega a darles…
      Cuando quieras y/o necesites hablar sobre ello ya sabes dónde estoy.
      Un abrazo

  2. hola, entiendo por lo q estas pasando…lo estoy sufriendo en esta momento ya q perdi mi embarazo de 6 meses el 18/07/09…es el dolor mas grande q senti en mi vida…mi hijita lourdes era mi sueño…no tengo consuelo aun…lo unico q puedo decirte es fuerza y saber q nuestros angelitos estan a nuestro lado…
    abrazos de alas.
    natalia

  3. Gracias Nohemí por añadir este apartado a tu blog, es de gran utilidad. Después del tercer aniversario de la pérdido de mi primer hijo, y a pesar de tener en brazos a Nico, que nació hace nueve meses, él esta´muy presente en mi vida, cada día.

    Me gustaría poder ayudar a la gente, a “saber ayudar un poquito más” a quienes han pasado por esto.

    Seguiré este apartado con interés!

    Nos vemos por la RC!!

  4. Hola a todas.

    Me identifico con todo lo vertido en la sección, pero echo en falta que se hable de los abortos “voluntarios”. Yo pasé por uno en abril del año pasado, con 16 semanas de embarazo, y desde luego que no es agradable. Además, te sientes con un poso de culpabilidad aunque tengas claro que no había otra opción (o que la otra opción era más desgarradora). En mi caso fue una “displasia renal bilateral severa incompatible con la vida”. Es decir, que o lo hacía “voluntariamente” o la naturaleza se encargaría de hacerlo en un par de meses como mucho. No quería pasar esos dos meses sintiéndole crecer, notando cómo se movía aún sabiendo que no tenía futuro, y preguntándome cada día si ese sería el último, así que decidimos hacerlo “voluntariamente”. Ha sido la decisión más “fácil” y al mismo tiempo más dura de mi vida.

    Afortunadamente, la vida me ha regalado otro bebé, que nació el 22 de agosto y que junto a la niña que ya tenía y que pronto cumple tres años, son la alegría de la casa, especialmente después de la experiencia por la que pasamos.

    Animo a todas las que han pasado por una pérdida, voluntaria o no, a que lo sigan intentando si es posible. En este caso, y en contra de lo que se dice habitualmente, “un clavo no quita otro clavo” ya que la ausencia va a estar ahí y va a formar parte de tu bagaje vital siempre, pero un bebé es una alegría inmensa y no siempre tienen que repetirse las malas experiencias.

    Saludos y mucha fuerza a todas.

    1. Gracias Mapy por tu generosidad al contarnos tu historia.
      Como autora del Blog no quise incluir el aborto voluntario para no dar lugar a hablar sobre la interrupción voluntaria del embarazo porque no es parte de la filosofía de mi página… Entiendo los casos como el tuyo, he vivido de cerca una situación parecida en una amiga y me consta que no debe haber nada peor que enfrentarse a ese tipo de decisión. No lo juzgo en ningún caso y ojalá nadie tuviera que enfrentarse a ello nunca.
      En cualquier caso los embarazos no viables, sean interrumpidos o no por la madre, son igual de dolorosos que los abortos involuntarios… y por eso entiendo que los consjeos aplicables a una situación son válidos para la otra.
      Me alegro que otro bebé llegara a colmar vuestras vidas con la felicidad que se merecen todas las familias del mundo.
      Un abrazo desde la isla vecina

  5. HOLA!!!!

    LLEVO MUCHO TIEMPO EN SILENCIO. ALGUIEN ME DIÓ A CONOCER SU PÁGINA Y LLEVO SEMANAS MIRANDO, LEYÉNDO, SINTIENDO Y LLORANDO. ES DIFÍCIL HABLAR CUANDO NADIE TE ENTIENDE. NADIE ES CAPAZ DE VER QUE TU VIDA SE DETUVO, TU CORAZÓN SE PARTIÓ Y QUIEN SABE POR DONDE ANDARÁN SUS TROZOS. LES ESTOY AGRADECIDA PORQUE HE ENCONTRADO UN CONSUELO, UN REFUGIO, AUNQUE ESTOY FUERA DE JUEGO. YO TAMBIÉN HE SUFRIDO VARIAS PÉRDIDAS, CINCO PARA SER EXÁCTOS, AUNQUE NUNCA LLEGUÉ A ESTAR EMBARAZADA. Y NO ES QUE ESTÉ LOCA, O ESO ESPERO…ES UNA HISTORIA MUY LARGA QUE SE REMONTA CINCO AÑOS ATRÁS Y DONDE PUEDO RESUMIRLA DICIÉNDOLES QUE INTENTÉ QUEDARME EMBARAZADA CON AYUDA DE LA CIENCIA A TRAVÉS DE FECUNDACIÓN IN VITRO Y A PESAR DE MI ABSOLUTA ENTREGA NO LO CONSEGUÍ. POR ESO SIENTO QUE ESTOY FUERA DE JUEGO, QUE AQUÍ TAMPOCO ESTÁ MI SITIO. LO QUE SI LES PUEDO GARANTIZAR ES QUE TODOS MIS EMBRIONES FUERON MUY QUERIDOS Y EL POQUITO TIEMPO QUE ESTUVIERON CONMIGO DEJARON UNA HUELLA TAN PROFUNDA EN MI QUE NUNCA SE BORRARÁ. HE RECURRIDO A LA CIENCIA PIDIENDO AYUDA Y RESPUESTA Y LO ÚNICO QUE ENCONTRÉ ES NADA. RECURRO A USTEDES PORQUE NECESITO AYUDA, NECESITO QUE EL MUNDO ENTIENDA QUE SE COMIENZA A SER MADRE CON EL CORAZÓN, CON EL PENSAMIENTO. INCLUSO ANTES DE ESTAR EMBARAZADA YA SE PUEDE QUERER A TU HIJO/A. NO HACE FALTA QUE NAZCA, SENTIRLO, ACUNARLO, VERLO…PARA QUE SE TE DESGARRE EL ALMA AL ENTERARTE QUE YA NO ESTARÁ CONTIGO.
    SI ALGUNA DE USTEDES ME PUEDE AYUDAR FACILITÁNDOME INFORMACIÓN, ALGUNA PÁGINA INFORMATIVA, LO QUE SEA, PARA QUE DE UNA VEZ PUEDA VIVIR MI DUELO DE MANERA LIBRE Y DIGNA LES ESTARÍA SINCERAMENTE AGRADECIDA YA QUE ESTOY A LA ESPERA DE ADOPCIÓN Y NECESITO ENFRENTARME CON TODO ESTO PORQUE NO QUIERO PERJUDICAR A ESE OTRO PEQUEÑO/A QUE ESTÁ POR LLEGAR A CASA. MUCHÍSIMOS ÁNIMOS PARA TODAS Y SI EN ALGO LES PUEDO AYUDAR AQUÍ ESTOY.

    1. Hola Luminic:
      Ante todo disculpa el retraso en contestar… no me gusta hacerlo rápido y algunos días se me hacen cortos… Afortunadamente el blog no es sólo mío… sino de muchas personas que se identifican con lo que otros escriben o empatizan con los sentimientos de los demás y que sacan un momento para leer, y responder…como ha hecho Mapy contigo.
      No puedo ni imaginarme el dolor de sufir 5 pérdidas y la frustración de no lograr algo tan deseado… Tengo una buena amiga que sufrió varios abortos y siempre le digo que qué valiente… por haber tenido ganas e ilusión de buscar otro… Ayer mismo vi a una amiga que hace poco perdió a su niñita con 8 meses de gestación… está embarazada de nuevo y la abracé y lloré con ella… de alegría… y de pena a la vez… Yo, nosotros, no estamos preparados para plantearnos siquiera buscar otro… aunque todo el mundo se empeñe…aunque a veces me considere egoísta por privar a mi hijo de la posibilidad de tener hermanos… pero no tengo fuerza moral…aún lloro a diario por mi niña… La semana próxima se cumpliría mi fecha de parto… imagina la revolución de sentimientos encontrados….
      Sólo puedo decirte que no estás loca… para algunos la vida empieza al nacer… para muchos otros la vida empieza desde la concepción misma… esos embriones que se malograron eran tuyos… ¿cómo que no eras su madre???
      Si puedes te recomiendo que leas el libro “La Cuna Vacía” porque además hay una parte que habla precisamente sobre los tratamientos de fertilidad y las pérdidas en esos casos… Por mucho que la gente minimice esas pérdidas porque estadísticamente son altas… ¿ y qué? en una guerra mueren miles de personas o cientos de miles o millones y nos dan la cifra total y nos da igual uno más que menos…pero cada vida que se perdió era valiosa para quien quería a esa persona… para ti tus criaturas eran valiosas, queridas, amadas, deseadas… y por eso mismo ahora son lloradas y echadas de menos…
      Siempre digo lo mismo desde que perdí a mi hija… si la gente no entiende tu dolor…es su problema… si les molesta tu duelo, es su problema… Yo tengo amigas que apenas me hablan desde mi aborto… seguro que piensan que así es mejor… pero no es cierto… he intentado explicarlo…pero si no están preparadas para oír la verdad… mejor que se queden al márgen… Afortunadamente he econtrado también apoyos nuevos… y otros viejos que no reconocí hasta ahora… Busca, habla, llora, desahógate… con quien te merezca… Haz tu proceso de duelo… para poder seguir adelante… con la pena… pero una pena llevadera que no te impida disfrutar de los momentos de felicidad que la vida te deparará sin duda… Eres madre… y algún día, cercano espero, podrás demostrarlo a los hijos que vengan en el futuro… lleguen como lleguen…
      Un abrazo fuerte y recuerda que hay grupos de apoyo para ayudar a sobrellevar estos trances… no estás sola…

  6. Hola, Luminic.

    Suscribo completamente lo que dices que se comienza a ser madre con el corazón, no con el embarazo. Ahí está el ejemplo de las madres adoptivas que matarían por sus hijos, porque si los han criado son sus hijos, aunque no los hayan tenido en el útero nunca.

    Siento que no haya cuajado ninguno de tus intentos, con el retraso de la maternidad, cada vez hay más mujeres que recurren a la ciencia para poder culminar nuestros deseos de un bebé y créeme si te digo que sé de lo que estoy hablando. Creo que al decidirte a adoptar has tomado la decisión correcta porque no es justo que tanto amor como el que tú eres capaz de dar quede “desperdiciado” y no llegue a ningún niño.

    Con respecto a si hay alguna página, siento no poder ayudarte ya que lo desconozco. Pero aunque ahora no te lo creas y te parezca algo muy lejano, llegará el día en que tengas a tu niñ@ en brazos y te sientas la mujer más feliz del mundo. Mientras tanto, ánimo y mucha paciencia, ya que la adopción es un camino tan largo y difícil como el de la reproducción asistida.

  7. HOLA MAPI!!!!!!!!

    MUCHAS GRACIAS POR TUS PALABRAS, SON DE GRAN AYUDA, DE VERDAD. ME ALEGRA CONOCER GENTE QUE OPINE COMO TU.

    DEBO COMUNICARTE QUE NO ACUDÍ A LA CIENCIA PARA LOGRAR UN EMBARAZO PORQUE RETRASARA MI MATERNIDAD SINO POR UN MOTIVO MUY DISTINTO. DE NUEVO:MUCHAS GRACIAS Y ÁNIMOS PARA TODAS/OS.

  8. Hola de nuevo, Luminic.

    Cuando puse lo de retrasar la maternidad no me refería a que ese fuera tu caso, sino a que por ese motivo cada vez hay más mujeres que se tienen que ayudar de la ciencia.

    Antes era menos frecuente y las que recurrían a ello eran miradas hasta con lástima, como si tuvieran una tara (“pobrecita, ¿el fallo será de ella o de él?”).

    Afortunadamente las cosas han cambiado en lo que respecta a la percepción de las personas (parejas o madres solas) que optan por esta vía. No deja de ser una faena (por no decir un palabro más grueso) el que no puedas concebir de manera natural, pero hay más opciones y tú las conoces. Así que ya sabes, ánimo con la adopción, que cuanto antes superes lo de los intentos fallidos, antes estarás en disposición de tener a tus hijos en casa con todas las garantías de que les vas a criar estupendamente. El no haberlo llevado dentro no te va a hacer quererle menos. Aunque suene un poco bestia, yo pongo como ejemplo a mi perra (después de todo, somos animales). Tuvo seis crías y cuando estaban “enchufadas” cmiendo, teníamos que estar delante porque como nos fuéramos, se levantaba y se ponía a caminar por el pasillo mientras los cachorros se iban cayendo por el camino. Cuando se le caía el último, daba dos pasos más y se echaba en el suelo a dormir. Los terminamos sacando adelante a base de biberones porque la madre pasaba de ellos. Este ejemplo bestia es para ilustrar que madre no es quien pare, sino quien cría. Así que, lo que te dije antes, ánimo, mucha paciencia y a esperar.

  9. HOLA CHICAS!!!!!!

    NO HAY PALABRAS PARA EXPRESAR LA GRATITUD QUE SIENTO. ESTOY EMOCIONADA Y NO DEJO DE DAR GRACIAS A DIOS POR ENCONTRAR PERSONAS COMO USTEDES Y MÁS DESPUÉS DE LO QUE HE VIVIDO, LO QUE HEMOS VIVIDO. MAPY, NOHEMI MIL GRACIAS.

    CREÍ QUE EL MUNDO SE VOLVIÓ DEL REVÉS, QUE ERA UNA EXTRATERRESTRE…Y ME PREGUNTÉ MIL VECES: PERO DÓNDE ESTÁ LA GENTE “NORMAL”?????

    CUANDO MI PADRE MURIÓ TODO EL MUNDO ME ACOMPAÑÓ Y ME DECÍAN QUE LO SENTÍAN MUCHO, QUE QUE PÉRDIDA TAN GRANDE…PERO AL MORIR MIS NIÑOS LLEGÓ EL SILENCIO Y LOS COMENTARIOS DESAFORTUNADOS TIPO: ESO NO SON NIÑOS, NO SEAS EXAGERADA, LAS HORMONAS TE TRASTORNARON, CON LO FUERTE Y DEPORTISTA QUE HAS SIDO CÓMO TE COMPORTAS ASÍ…LO ÚNICO QUE HACÍA ERA PEDIRLE A DIOS FUERZA Y PACIENCIA PARA LLEVAR MI PENA Y AGANTAR LA INSENSIBILIDAD E IMPRUDENCIA AJENA. Y AHORA USTEDES LLEGARON A MI VIDA…QUE FUERTE!!!!!

    DE PEQUEÑA CREÍA QUE UN EJERCITO DE ÁNGELES ME RODEABAN PERO AL IR CRECIENDO ESE EJÉRCITO SE REDUJO Y EN LOS ÚLTIMOS AÑOS DESAPARECIÓ. INTUÍA QUE TARDE O TEMPRANO VOLVERÍAN. QUE BUENO, YA ESTÁN AQUÍ!!!!!!!!!!

    HACE MÁS DE UN AÑO DE MI ÚLTIMA PÉRDIDA, HE CAMBIADO TANTO, HE REFLEXIONADO TANTO, ME HE DADO CUENTA DE TANTAS COSAS, HE SUFRIDO Y AMADO DE UNA FORMA TAN INMENSA QUE QUIZÁS, TAL VEZ, CUANDO COMIENCE A HABLAR PUEDA ORDENARLO TODO Y ENTENDER. ES MUY CLARO LO QUE SIENTO, EN LO QUE ME HE CONVERTIDO, LO QUE ESPERO A PARTIR DE AHORA, LO QUE HE LOGRADO ENTENDER, LA EMPATÍA QUE DESARROLLÉ…PERO NECESITO MÁS TIEMPO PARA TERMINAR DE PERDER ESTE MIEDO A DEMOSTRAR MIS EMOCIONES QUE ÚLTIMAMENTE ME HA INVADIDO. NO SE CUÁNDO PERO LO LOGRARÉ CON MI EMPEÑO Y LA AYUDA QUE LA VIDA ME ESTÁ BRINDANDO. TODAS LO LOGRAREMOS CON AYUDA, LIBERTAD Y RESPETO. CREO QUE SÓLO NOS HACE FALTA ESE CÍRCULO DE CONFIANZA DONDE UNO PUEDA SER UNO MISMO, CON SUS PENAS Y SUS GLORIAS, DONDE LOS DEMÁS NOS BRINDEN SU CARIÑO Y COMPRENSIÓN. NO LES PARECE QUE ES TAN SENCILLO COMO ESO?????

    MI QUERIDA NOHEMÍ SIENTO MUCHO TU PÉRDIDA, MI CORAZÓN ESTÁ ENCOGIDO, PERO SABES UNA COSA???? SE VOLVIÓ INMENSAMENTE ELÁSTICO PORQUE TAMBIÉN ESTÁ HENCHIDO DE CARIÑO HACIA TI, TU PEQUEÑA Y TU FAMILIA. TE ACOMPAÑO EN TU DOLOR Y TE ENTIENDO. ME GUSTARÍA TRANSMITIRTE LA PAZ Y EL RESPETO QUE AHORA MISMO ESTOY SINTIENDO AL PENSAR EN USTEDES. TODO TIENE SU TIEMPO Y ORDEN. VOLVERÁN LAS ILUSIONES POR UN NUEVO NIÑO/A CUANDO TENGAN QUE VOLVER. NO SOY QUIEN PARA SENTAR CÁTEDRA DE NADA PERO, POR SI SIRVE DE ALGO, A MI ME AYUDÓ MIRAR MI INTERIOR E INTENTAR ESCUDRIÑAR TODOS MIS RINCONES. ME COSTÓ MUCHO, ES MUY DIFÍCIL EN ESTOS MOMENTOS Y NO SIEMPRE LO CONSEGUÍ, NI LO CONSIGO, A PESAR ME MIS INTENTOS. TAL VEZ EL HABER SIDO DEPORTISTA CONTRIBUYÓ LO SUYO, NO SÉ. Y QUE CÓMO CONSEGUÍ MIRAR DENTRO????? PUES POCO A POCO ME REENCONTRÉ CON LA ÚNICA ACTIVIDAD QUE ME PERMITÍA QUEMAR ENERGÍA A LA VEZ QUE DEJABA MI CABEZA EN BLANCO. EN CUANTO ME RECUPERABA FÍSICAMENTE Y EL CUERPO ME LO PERMITÍA CORRÍA. ERA TODO UN RITUAL, MI MARIDO ME AYUDÓ TANTO. DE NO PODER NI IR AL BAÑO SOLA A EMPEZAR A CAMINAR Y TERMINAR CORRIENDO, AYUDA MUCHO A ANALIZARSE EN PROFUNDIDAD.

    MIS QUERIDOS ÁNGELES ESTOS DÍAS HE TENIDO UNA RECAÍDA PERO GRACIAS A USTEDES, AL LIBRO LA CUNA VACÍA, A MI MARIDO, A MI ANGELITO DEL CONFITAL, A SUS NIÑOS, VUELVO A ESTAR CONTENTA Y A MIRAR DE FRENTE. ANIMOS PARA TODAS/OS.

  10. Hola! No he podido leer integramente el contenido de todos los comentarios, por falta de fuerzas y de ánimos. Es dificil hablar de una pérdida, sea del tiempo que sea y pase el tiempo que pase. Ayer hizo cuatro años de la pérdida de mi bebe de tres meses de gestación y aunque mi pequeña Irene de cuatro meses de vida me lo pone un poco más fácil, siempre, siempre esta ahí. Yo se que tuvo una hermana, que ahora hubiesen sido dos y sí ciertamente la vida me ha dado un REGALO con el nacimiento de Irene, pero la herida de la pérdida perdura.
    Lo importante es vivir el duelo, porque es un duelo personal y familiar que hay que recorrer, cada una, cada uno, lo cierra cuando llega el momento… Hablarlo me sigue revolviendo el estómago y me voltea el corazón pero es bueno y de agradecer poder desahogarse en el silencio de los silencios de los demás, sobre todo de los que creen que el nacimiento de Irene borra lo vivido y lo sentido… Sólo lamento la posibilidad de haberle robado a Irene algún momento de disfrute de su embarazo, por miedo a pasar por lo mismo, pero el dolor de la herida sin cicatrizar me hace más cautelosa a la vez que me impulsa a seguir adelante
    Un besote grande y gracias

  11. Hola!!! Ahora msmo tengo mis ojos llenos de lágrimas porque siento tantísimo que se tenga que pasar por algo tan duro como despedir a un hijo.
    Mi abuelo siempre me decía que en esta vida son los hijos quienes tienen que enterrar a sus padres, y es mis abuelos perdieron a un hijo de 31 años.
    Como sé el dolor que ellos vivieron, pues entiendo el dolor que sentís. Y aunque yo no he tenido ningún aborto, pienso en mis dos niños y se me desgarra el alma de pensar si no estuvieran.
    Mucha gente dice que los bebés que no nacen no son nada, pero yo siempre recuerdo una foto de un cirujano operando a una mujer embarazada, y se ve como el bebé le agarra el dedo al cirujano con su minúscula mano… eso es vida!!!!
    Yo no pretendo dar consejos de nada, ni escribo esto para participar aquí simplemente, os juro que me ha dolido mi alma y por un momento he sentido como mi corazón latió más fuerte de la ansiedad que me produjo no saber cómo ayudaros.
    LO SIENTO MUCHO!!!
    Un abrazo enorme y un beso inmenso al cielo de vuestros bebés.

  12. hola soy andrea, perdi a mi gabriela a las 38 semanas de gestacion, y es verdad, los comentarios que hacen las personas son muy hirientes, yo pertenezco a un grupo de ayuda mutua llamado nuestras estrellas fugaces,

    1. Hola Andrea:
      Siento mucho lo de tu Gabriela… si bien es cierto que el tiempo de gestación no afecta al dolor, también es verdad que cuanto más cerca del final del embarazo o tras el parto ocurre más duro es porque todos damos por sentado que a esas alturas ya no hay “peligro”.
      Deseo que cada día sobrellevemos todos este dolor de forma más llevadera y que esta experiencia trágica nos sirva para ayudar a otros. Es la forma de intentar ver algo positivo de lo más duro que nos ha pasado en la vida.
      El grupo “nuestras estrellas fugaces” ya está añadido a la lista.
      Un abrazo

  13. hola soy yanina bueno yo sufri de un aborto involuntario en 2006 apenas tenia 15 años fue lo mas doloroso que me pudo pasr en la vida pero trate de seguir a delante pero es imposible cn el tiempo pensas y te decis si estaria aca conmigo que lindo seria bueno el 25 de mayo dl 2009 tuve a mi hija delfina la cual pense q ella si se iba a quedar conmigo pero no fue haci a las dos semanas de nacida murio bueno yo trato de estar bien pero con la perdida de mis dos hijos no puedo cn tan solo 18 años q hoy en dia tengo llevo mucho sufrimiento dentro mio y dolor que siempre va a estar dentro mio hasta el dia en que yo me re encuentre cn mis dos angelitos pero la vida es asi tiene cosas buenas y cosas malas,trae alegria y dolor pero nosotras no podemos hacer nada en esta vida solo manda dios pero bueno esta es mi historia espero que todas juntas nos podamos ayudar gracias a mihmita por hacer este blog es de mucha ayuda y por tener fuerzas sigamos adelante besitos a todas las mamis q hasta hoy en dia llevamos nuestro duelo

    1. Querida Yanina… no puedo ni imaginarme tu situación… Cuando he hablado con mamás que han perdido más de un hijo siempre me pregunto que de dónde sacaron fuerzas para enfrentarse a un nuevo embarazo… Sin duda sois más fuertes que yo… que aún ni me puedo plantear esa posibilidad… También es cierto que creo que no es igual haber tenido un hijo antes de las pérdidas o no… porque yo me consuelo pensando que tengo un hijo que creció y nació sin problemas…Pero entiendo que el deseo de ser madre y de cuidar a un bebé en todas sus etapas sea un aliciente para volverlo a intentar…
      En cualquier caso a mí me consuela estar convencida que la muerte de nuestros bebés no forma parte de ningún “plan divino”… yo al menos tengo otro concepto de Dios… no de uno que decide tener ángeles a costa de quitarle esos hijos a sus padres… Si pienso en Dios como en el “Padre Supremo” no me lo imagino así…
      La fe puede ser un gran ayudante en casos de dolor… pero una fe lógica y razonada… ¿Cómo podría yo aceptar la voluntad de un Sertodopoderoso tan maquiavélico??
      De lo que sí estoy segura es de que la Justicia de Dios tiene que buscar una forma de devolvernos estos bebés…y en eso confío…
      Te deseo lo mejor, que el dolor sin consuelo encuentre alguna forma de hacerse llevadero y que si quieres hablar de cualquiera de estos temas…aquí estoy…
      Un abrazo

  14. Gracias Nohemí por hacer visible algo de lo que no se habla en la sociedad, la pérdida de nuestros amados bebés ángeles.
    Gracias a que escribiste un mensaje en la web Era en Abril pude llegar a tu blog. Te felicito por lo que escribis y por toda la información, me ha sido de mucha ayuda!
    Te invito a cuando puedas ingresar a la web de mi amado ángel Juan Pi http://www.juanpablito.com

    Besos!!

    Gilda, mamá de Juan Pablo

    PD: También le voy a pasar la web a mi suegra Lili que es de la Liga de la Leche Materna en Paraguay.

  15. Hola!
    Emilio Santos fue mi médico, gracias a él he seguido adelante sin mirar atrás. Hoy tengo a Juan de 5 meses junto a mí. Me gustaría que él lo supiera, Un abrazo

    Pd. Por supuesto voy a comprar el libro

  16. Hola soy Patricia tengo 36 años y el 10 de noviembre de 2009 perdi mi primer embarazo, a las 11 semanas y 5 días, y todavia estoy muy triste. A veces no me pongo a llorar por pequeñeses, se me hace imposible contener las lágrimas, todo me afecta. La semana pasada estaba estrenando un vestido y crei que lo habia manchado y me puse a llorar con todo mis sentimientos, y cuando pude calmarme y lo razone en realidad no lloraba por el vestido sino porque no porque de un momento a otro lo que estaba perfecto se arruino, y no soporté perderlo, aunque solo se trate de un vestido. No logro afrontar sin angustia el perder nada, todo me recuerda el haber perdido a mi bebé. Constantemente trato de ser fuerte y dejar el llanto atras, y tengo estados de ánimo a veces totalmente opuestos: ayer en la cola del super me causo gracia y hasta me gusto que pensaran que por la panza que aún tengo que estoy embarazada, y sin embargo hoy en el trabajo me cruce con una compañera que no veia hace meses y se ve que no sabia que ya no estoy embarazada y cuando me saludó me dijo: Hola, tanto tiempo sin verte, Cómo anda la futura mamá? y despues de escucharla se me paro el corazón y saque fuerzas para dibujar una sonrisa y decirle Bien, y seguir caminando. Sus palabras me mobilizaron tanto que no pude decirle que perdi el embarazo. Me siento morir cada vez que tengo que decirle a alguien que me felicita por el embarazo o me pregunta como va, que ya no estoy embarazada. Me duele mucho muchísimo decir LO PERDI. Porque con esas dos palabras me da la sensacion de que yo hice algo para que esto pasara, me hace sentir culpable. Y yo jamas hubiese querido perderlo, yo lo ame desde que deseaba que lo engendremos, yo lo amo con todo mi corazón todos los días, lo extraño, y hubiese dado la vida por él, Me niego a decir que yo lo perdi, mas bien no pude hacer nada para que se quedara…

  17. Si hay algo que nunca olvidaré es el día en que el doctor me informó, en la visita que le hice por que cumplía 5 meses de embarazo, que mi bebé estaba muerto. Es un proceso traumático que se impregnó en mi ser. Ha pasado 1 año y 4 meses y lo recuerdo a cada instante. Estoy con terapia sicológica, mis amistades y familia me dan consuelo, pero para mí todas esas palabras no sirven de nada, porque nada hará tener a mi bebé en brazos, es como si nadie comprendiera mi dolor, es como que mi alrededor pensara que ya pasó un buen tiempo así que no hay que recordarlo, incluso mi esposo, está embobado porque su hermana será por primera vez mamá y me deja sola todo el fin de semana para viajar a verla y no se percata con el dolor que quedo… cada lágrima que derramo es cada caricia que le hubiera dado a mi pequeño. Cada niño que veo que cumplirá un año en mayo me hace pensar del porte que estaría nuestro hijo… es muy difícil, no sé si se puede superar, al final creo que se aprende a vivir con el dolor que sólo las que pasamos por eso sabemos de la magnitud que se trata.
    MAGALY

  18. Yo tengo dos hijos, mellizos, una de carne y hueso y unos de sueños y lágrimas. Perdí a mi pequeño Martin hace ya 8 meses y medio. Pero su hermanita sí está conmigo.
    Una noche ingresé en el hospital con casi 38 semanas para una cesárea programada al día siguiente, registro, eco, todo correcto. Se mueve mucho, bromas…
    Al día siguiente en el pos-operatorio su padre con los ojos llorosos me anuncia que nuestro sueño de la parejita se ha quedado troncado.
    Martin nació muerto, ¿porqué? no se sabe y no se sabrá.
    No me gusta hablar de aborto porque como es la misma palabra en un caso voluntario nos incomoda, ¿verdad? Además el decir que nació lo hace como más presente. A veces todo es cuestión de semántica.
    El resto de la historia es diferente porque se entremezcló de la inmensa alegría de tener a mi niña pero igual que todas porque sufro todavía la perdida de mi niño y será así hasta que me una a él. Me sentía culpable por todo hasta por sentirme culpable.
    La muerte perinatal o neonatal de un gemelo o mellizo lo hace más complicado en algunos aspectos y menos en otros.
    Más difícil porque no te permiten (ni tan siquiera tú) estar mal porque tienes a tu otro bebé. “Tienes que ser fuerte”, “Tienes a tu niñ@”, etc.
    Muchas madres que han sufrido la pérdida de un bebé y que luego están ingresadas (con mala leche no puede ser otra cosa) en maternidad sufren de ver a las mamas felices pero la mama feliz era yo!
    A cada momento tengo un recuerdo de Martin y me hace preguntarme constantemente cómo habría sido.
    Bueno no me enrollo más, es la primera vez que lo pongo por escrito y podría llenar 4 páginas si no fuera por que ni nena se va a despertar de un momento a otro.
    Un beso desde este corazón más grande por albergar a esta vida que no fue a todas y todos.
    Florita

  19. hola hace poco tube un aborto espontaneo de tres semanas y se me arranco el corazon cuandoestaba en el hospital y me lo dijeron aunqe yo sospechaba en mi casa q algo no iba bien ya estaba manchando llevaba dos años buscandolo pero ha qerido q sea asi.estyo destrozada por dentro aunqe intento estarlo por fuera pa q no me vean mal y sigo con mi vida pero esto nunca lo olvidare y se q no hay q reprimirlo q hay q sacar todo lo q lleva uno por dentro pa estar mejor pero es q no puedo

  20. hola he estado leyendo todos los comentarios bueno a me paso el 3 de junio tenia 20 semanas de embarazo fui al medico por que traia mucho desecho y sorpresa me dijieron que mi bebe ya no latia era mi primer bebe y no lo puedo aceptar para mi era mi vida lo senti cuando nacio pero ya no estaba vivo es algo muy dificil para mi pues nunca habia estado embarazada ahorita no se que pensar ni que sentir simplemente siento que se fueron mis iluciones con el ahora lo miro en esa cajita y es muy triste no se si un dia podre superarlo pero ahorita me sieto fatal no lo acepto todavia diganme por favor como supera esta perdida

    1. HOla Iliana:
      Primero exresarte cuánto siento tu dolor por la pérdida de tu bebé. Era un ser real y por eso tu dolor es real. Nada de loq ue te diga te consolará… porque es momento de llorar y de sentirse mal… De hecho eso es lo sano para ir pasando etapas del duelo. Si pasaras página demasiado rápido sería como un fantasma guardado en tu ser que aparecería cuando menos lo necesitaras… LLora, habla, escribe… desahógate con alguein que sepa escuchar, sin juzgarte… El tiempo irá transformando ese dolor en amargo en aceptación y si sabes gestionar tu dolor esa pena puede transformarse en algo constructivo, en algo que te haga mejor persona, más empática, más “escuchadora”.
      Hay cosas que pueden ayudarte como hablar con otros padres que hemos vivido esta amrga experiencia… En el blog tienes varios enlaces a foros de ayuda para estos casos.
      Y esta parte del blog siempre estará disponible para lo que necesites
      Un abrazo

  21. Hola, conocí esta página esta misma semana. Felicito a quienes han tenido la iniciativa de ponerla en marcha, y también a todas mis compañeras de dolor en el alma. Yo actualmente tengo dos niñas, pero anteriormente se me murieron otras dos a las 24 y 28 semanas de gestación respectivamente. La verdad que no hay fórmula que te ayude a superar esta situación, pasados ya 21 años desde la muerte de mi segunda hija, todavía lloro cuando la recuerdo, tan pequeña, nació viva, pero no recibió asistencia médica. Parece que todo estuvo en su contra.
    A pesar de que como ya les comenté tengo actualmente dos hijas a quienes adoro, hecho de menos a mis dos niñas anteriores. Es un dolor que en mi caso siempre ha quedado ahí, pero que terminas por sobrellevarlo porque la vida te sigue dejando vivir, y cuando te das cuenta, con el paso del tiempo asumes lo sucedido aunque no lo aceptes y tiras para adelante porque tienes otras personas alrededor que también te quieren y no quieren verte así. En la actualidad, ya les digo, aunque mi dolor aún lo llevo conmigo me encuentro en una situación en que también quiero ver crecer a mis otras hijas. Sólo comentarles a todas las que intentan superar esta situación, que ánimo, Vds. valen mucho y aquí tienen una compañera más de dolor como dije al principio para lo que precisen. Un abrazo con cariño a todas.

    1. HOla Rosa:
      Soy Nohemí, la persona detrás del Mimos y Teta. Gracias por tu comentario sobre el blog y por tus palabras cariñosas para con todas las que coo tú, hemos perdido bebés sin importar su edad y/o tamaño…
      A mí me emociona saber que todas esas criaqturas fueron muy queridas mientras viveron y lo siguen siendo aún hoy.. recordarlas es una demostración de cariño… Ninguna cultura ha querido olvidar a sus muertos salvo la nuestra… y sobre todo a estos seres pequeñitos… como si el cariño y el dolor fueran proporcionales al tamaño o la edad…
      Gracias por no olvidarlas!!!
      Un abrazo

  22. hola gracias por tus palabras; aveces hay personas que no te endienden por que no han pasado por lo mismo y ahora que leo los mensajes en esta pagina me consuela un poco porque ya me di cuenta que no soy la unica y que hay otras personas que sienten el mismo dolor que yo por que han pasado por algo similar a lo mio.
    gracias y saludos

    1. Gracias a ti Iliana :-)
      Es muy valiente no quedarse con lo que se supone que debemos sentir.. sino dejar nuestras emociones fluir, aunque sea duro y parece que vayamos contra corriente… Ya lo dijo un sabio: “hay tiempo de llorar y tiempo de reír”
      un abrazo cariñoso

  23. […] Guia para la Atención a la Muerte Perinatal y Neonatal – pdf Anexos – pdf Guía para profesionales elaborada conjuntamente entre Umamanita y EPEN en el año 2009. Brazos Vacíos – pdf Programa de Enfermería de Salud Mental de Acompañamiento en Duelo Perinatal desde un Centro de Salud Mental. Adaptación de la Comunicación presentada al XXV Congreso de la Asociación Nacional de Enfermería de Salud Mental, celebrado en Salamanca del 12 al 14 de Marzo de 2008. Por Ana Pia Lopez García de Madinabeitia y José Ignacio Zuazo Arsuaga Duelo por el bebé que se fue al nacer – El País, 16.01.2007 – pdf Los psicólogos recomiendan a los hospitales mejorar la atención a los padres en los casos de muerte perinatal. Cuidados perinatales – pdf Como cuidar a un bebé muerto en el útero, previo al nacimiento. Perspectivas de Enfermería – pdf Cuidado emocional de la muerte perinatal y su impacto para las enfermeras y matronas. Por Brenda Whiting Beard y Louise Ward. Embarazo después de perder un bebé – pdf Por Joann O’Yeray. Estudio sobre la muerte perinatal en España, 1999 – pdf Por Luis Ignacio Garcia Ventura y Miguel Angel Velasco Mateos […]

  24. Hola Nohemí,

    llego a tu blog aconsejada por Jemina, del blog “porque mis hijos son mi tesoro”… y de todo corazón lamento la muerte de vuestra pequeña.

    Hace ahora 5 meses perdí a mi bebé. Estaba de 6 semanas y el dolor todavía perdura.

    Ya era mamá cuando me ocurrió pero todavía no lo he superado… me ha conmovido profundamente tu relato… cuando veo que hay otras mamás que han sufrido lo mismo que yo, no me consuela pero en parte me ayuda a sobrellevarlo aplicando sus consejos y filosofía de vida.

    Basta que te ocurra algo así que todo el mundo te pregunte cuándo vas a ir a por el segundo niño… sin embargo, en parte fue culpa nuestra. Nosotros decidimos no decirle a nadie lo q nos había ocurrido, solamente a nuestros padres… de hecho no nos dio ni tiempo a decir q estaba embarazada, tan solo estaba de 6 semanas… Eso tiene ventajas, pero a la vez al no hablar de ello parece que nunca haya pasado y es más doloroso aún. Si ahora me volviera a ocurrir lo diría, compartiría mi dolor, mi vacío. De ese modo mi bebé tendría todavía más personas que lo recordaran.

    Gracias por permitirme compartir estos sentimientos tan confusos y nuevos para mí. En ocasiones te sientes incomprendida incluso por tu propia familia… parece que al estar de pocas semanas no te ha dado tiempo ni de hacerte ilusiones y no es así. Desde el mismo momento que empiezas a buscarlo ya te ilusionas, incluso antes. Te dicen que puedes tener más, que ya tienes uno, que mejor ahora que más adelante… nada te consuela. Deseas tan solo un abrazo y un “no sé qué decir, pero estoy aquí para escucharte”.

    Ahora estamos decidiendo si volvemos a intentarlo o no, pero creo que todavía no estoy preparada, creo que es demasiado pronto… creo que si me ilusiono de nuevo con otro bebé el que murió quedará en el olvido o… no sé exactamente… creo que es injusto que llegue un nuevo miembro que ocupe el lugar que él o ella merecía. Es una confusión de sentimientos y deseos.

    Pienso muchas veces en cómo hubiera sido (es una tontería pero siempre he tenido la sensación que era un nene), cómo le hubiéramos puesto de nombre, si hubiera sido tan guapo y bueno como lo es su hermana mayor… cómo hubiera sido su nacimiento, si hubiera dormido tan mal como su hermana de pequeña… y de seguro desearía volver a las noches de insomnio, a los sufrimientos de padres novatos, a la ilusión de dar la noticia, al temor del parto… a todo eso, por tal que hubiera nacido… de haberlo visto y tenido entre mis brazos, quererlo y cuidarlo, haberlo visto crecer feliz…

    En fin, sobrellevamos el dolor como podemos y gracias a la esperanza que personalmente tenemos, pero el camino es muy difícil a cada paso que das,porque hay alguien que llegó a existir y ya no está… nadie lo conoció, nadie lo vio, nadie le abrazó ni besó… pero sus padres piensan en él y le quieren y le querrán aunque ya no esté.

    1. Hola Annaïs:
      Siento que nos conozcamos compartiendoa lgo doloroso… o no, porque si algo he aprendido estos últimos años es que las penas unen más que las alegrías… O si no unen más son uniones más sólidas, más maduras, más confiables… porque en la alegría cualqueira se arrima a compartir… pero no todos sirven para “llorar con los que lloran”…
      Creo que este mundo totalmente satánico, donde la vida no es apreciada, estos seres tan pequeños son lo último en lo que se piensa… y seguimos preguntando a las madres que de cuánto tiempo estaban para intentar medir el dolor y ver si tiene sentido o no su pena…
      Yo, personalmente, sí creo que hay que hablar de estos hijso desconocidos, si queremos, porque les damos su lugar… el recuerdo es tan importante para el duelo que no permitirnos recordarles o hablar de ellos es matarlos 2 veces.
      Es complicado el tema de enfrentarse a un neuvo embarazo tras una pérdida… creo que no hay fórmulas mágicas, que cada familia ha de encontrar la suya… algunos querrán intentarlo pronto, otros dejar pasar tiempo y otros quizás decidan que no lo intentarán nunca más. Todas son respetables y sanas, creo, mientras no sean maneras de parar o estancar o anular el duelo.
      Sea como sea tenemos la capacidad de amar a un número infinito de personas… o sea, que aunque es cierta la percepción en una época de que querer a otro es serle desleal al que no está, no es cierto…
      En casa Iker no para de hablar de este bebé, le pilla más mayor y más consciente que cuando el embarazo de Altair… pero aún así, siempre dice que es el bebé 3, que él es el 1 y Altair el 2… Para él su hermana es una realidad, la recuerda, habla de ella, la tiene en cuenta… con una naturalidad que a veces me hace llorar… pero hemos conseguido que nuestra niña tenga su lugar en nuestro recuerdo hasta que tenga la posibilidad de recuperar el que teníamos reservado para ella… En su actitud veo que hemos conseguido hacer un proceso de duelo sano incluso con un niño de 3 años en medio… Y ahora su recuerdo me acompaña en este nuevo embarazo, en forma de miedo y angustia… pero es una forma de no olvidarla y de tener presente la fragilidad de la vida y que por eso mismo es más valiosa si cabe…
      Y no lo olvides… sí hubo quien conoció y vió y besó a su forma a estas criaturas… en la memoria de quien confiamos que sigan hasta que podamos conocerlos y verlos y besarlos nosotros mismos.
      Un abrazo

  25. Yo he perdido 2 bebes, y cuando perdi el primero, fue un palo tan grande y la gente le quitaba tanta importancia que no pase mi duelo y me creo trauma.
    Tenia 25 años, y la gente no paraba de decir, que no me preocupase, que era muy joven, que era muy comun, que cuando menos lo pensase estaba de nuevo embarazada, no me dejaron llorar lo que tenia que llorar, ni comportarme como a mi me apetecia. Total, que quede tan traumada por si me volvia a pasar lo mismo, que no quise oir de embarazo hasta 4 años despues, y cuando por fin me animo, me vuelve a pasar lo mismo. Esta vez, pase mi duelo, llore y lo comparti con gente que habia pasado lo mismo, gracias al foro que soy asidua, asi que ahora 6 meses despues de la perdida, estoy preparada para una nueva busqueda.

    Animo a todas.

  26. Hola chicas!! Yo aquí llorando a más no poder, con sus palabras y vivencias. Encontré este blog por casulidad y no he podido parar de leer lo que han compartido.
    Gracias a la vida no he sufrido lo que han pasado ustedes, y tengo mis dos tesoros en casa, Fernando de 9 años y Natasha de 9 meses. Con la peque estuvimos muy preocupados al principio del embarazo porque se veía el saco pero el feto no, fue muy triste pensar que despues de 9 semanas ese bebe tan buscado y deseado no iba a seguir con nosotros, por suerte los medicos decidieron esperar un poco más y para la proxima ecografía, que fue una transvaginal, mi pequeña se dejó ver, y siguió todo muy bien.
    En realidad lo que me ha dolido muchósimo ultimamente es la situación de una amiga, una situación totalmente desconsoladora y uno desde afuera no puede hacer mucho por ayudar más que escuchar. Esta muchacha hace dos años viene viviendo un calvario en su vida, decide buscar su primer hijo, y lo logra, inmediatamente queda embarazada, y comienza el sueño, la ilución y la felicidad, pero 10 semanas despues el bebé estaba muerto, debio pasar pasar por el proceso de generarle un aborto porque no lo expulsó por si solo, llanto, dolor, tristeza…. caracterizaron su vida durante seis meses hasta que le dan permiso de buscar nuevamente e inmediatamente queda embarazada, nuevamente la ilusión viva, el deseo, la felicidad pero ahora con un poquito de miedo, miedo que se volvio a convertir en terror pues a las 10 semanas ese bebe también estaba muerto, Ya el dolor era insoportame, el sufrimiento el llanto y la tristeza cubrián con un amnto toda su vida; y que irónica que es la vida, porque en el momento en que salía de la ecografía con una alegría inmensa porque mi bebé estaba alli y bien me llega un mensaje donde me avisan que a Pato se le había muerto nuevamente su bebé, yo por un lado reía y por otro lloraba.
    Nuevamente a provocarle el aborto y nuevamente a sufrir; pero se aferró a la vida y la posibildad de ser mamá por lo que comenzo casí inmediatamente a realizarse una serie de estudios para encontrar el problema hasta que al fin se ubicó el por qué y 6 meses después queda nuevamente embaraza:
    Esta vez muy bien cuidada con controles y ecografías más asiduas, dandose inyecciones en la panza, porque llegaron a la conclusión de que tiene problemas de coagulación, pues su bebe pasó esa décima semana tan temida, avanzó el embarazo semana a semana, con el mieso contínuo de llegar al consultorió y el doctor le diera la mala noticia de que su bebé estaba estaba muerto; pues eso no pasó, y Sophie creció en la pancita de su mamá, se movio, hizo que su mami fuera la mujer más feliz del mundo al sentir su presencia.
    Al aproximarse la fecha de parto todo el mundo vibraba en esa familia, la abuela haciendo los últimos detalles para que esá bebé estuviera cómoda, su tía acomodando sus cosas para ir a recibirla con todo, la mamá sintiendo contacciones, lo más hermoso que se puede sentir, sabiendo que su llegada estaba proxima, todo pronto para recibir a Sophie.
    Pero ese angelito con 39 semanas de gestación decidió partir, cuando llegaron al sanatorio, supuestamente para que todo brille de felidad, su corazoncito se había detenido.
    Sophie había volado al cielo para desde allí proteger a su mamí……

    Nuevamte el terror, el dolor y el sufrimiento incansable…
    Esá madre hoy no encuentra consuelo y tampoco un por que vivir. Los primeros días de febrero le hicieron una cesaría para retirar el cuerpito de su niña de ese útero que le dió la vida por 9 meses pero también ese uteró le quitó la vida que le dió.

    El sueño de una mujer es poder tener sus hijos, ser MADRE, pero la vida, lamentablemente le quita a algunas esa posibilidad o al menos se las posterga haciendolas sufrir más de la cuenta; yo se que estas cosas le pasan a más mujeres de lo que nos imaginamos y aquí con sus testimonios está la prueba, pero yo me pregunto: Por qué hacer que una misma persona pase por ello más de una vez? Acaso el hecho de perder un hijo no es suficiente? Cuál es el fin, si lo tiene, de que una sola mujer pierda 2, 3 o más hijos? Cuál?

  27. Perdimos a nuestro bebé en la semana 41. Creo que puedo ayudar a otras personas si explico lo que yo entiendo han sido las claves que nos han permitido a nosotros y a mi familia aceptar la pérdida y seguir adelante. Algunas de estas claves no dependen de nadie, y por eso quizá no ayuden, pero también espero sirvan para encuadrar el tipo de pérdida, pues algunas “claves” no han dependido ni de nosotros ni de nuestro entorno, simplemente han sido cosas que han ocurrido así y que nos han hecho el trance más fácil.
    Fue un embarazo deseado y feliz, sin ningún tipo de complicación. La muerte fue fortuita, no tenía forma razonable de ser detectada y evitada, y en principio no tiene mayor probabilidad de repetirse en un futuro embarazo que para cualquier otra pareja.
    El seguimiento prenatal fue exquisito. Mi pareja fue parte implicada de este embarazo desde el minuto uno, algo que era tomado con cierta sorna en parte del entorno.
    Una vez se descubrió que no existía latido se nos atendió con mucha humanidad, pero a la vez no nos dejaron tomar decisiones equivocadas (parto vaginal y no cesárea, ver y despedirnos de nuestro bebé, fundamentalmente). Pero eso sí, se nos informaba, no se nos imponía.
    Nuestra familia cercana estuvo apoyándonos desde la sala de espera y en los días posteriores. El equipo del hospital permitió a toda nuestra familia cercana despedirse de nuestro bebé.
    Mi pareja no me dejó en ningún momento sola durante el trabajo de parto, ni en los días posteriores. Esta experiencia nos ha unido como pareja, mejorado nuestra confianza mutua, e intensificado nuestros sentimientos.
    Nos ofrecieron y aceptamos apoyo psicológico, para los dos, como pareja.
    Todo nuestro entorno nos dio el pésame, aunque no celebramos funeral. Nos han dejado desahogarnos y seguir hablando de lo que ha pasado con la naturalidad que necesitamos. Y nadie de nuestro entorno cercano evita hablar de lo ocurrido como si fuera algo que hubiera que ocultar para evitarnos daño, todo lo contrario.
    Pedí a amigas, compañeras y compañeros que se encargaran de difundir la noticia para evitar comentarios desafortunados a la vuelta a casa del hospital.
    Mis vecinas y amigas no me dejaron encerrarme en casa.
    Disfruté de toda la baja maternal que me permitió recuperarme físicamente de forma muy rápida.
    El tratamiento médico pos-parto fue exquisito también, cercano, humano, nos resolvieron todas nuestras dudas y nos ofrecieron todo tipo de pruebas y atenciones que entendieron pudiéramos precisar, y animándonos a hablar de nuestros miedos para ver cómo podían ayudarnos a superarlos para un futuro embarazo.
    Toda mi familia tiene muy claro que este fue nuestro primer hijo, aunque no hayamos tenido la suerte de conocerlo con vida. Y mis sobrinos, a los que queremos con locura, no han sido los primogénitos, pues ese lugar lo ocupa alguien que ya no está con nosotros, al que seguimos queriendo por todo lo bueno que nos trajo, aunque en su día, sin quererlo nadie, nos causara tanta pena su despedida.
    No nos hemos desprendido de sus cositas, algunas las guardamos como recuerdo, y la mayoría serán heredadas por sus hermanas y/o hermanos, que estamos seguros llegarán cuando estemos preparados para ello.
    Si alguien lee esto y tiene en su entorno más cercano a alguien que ha sufrido este tipo de pérdida le aconsejamos que esté a su lado, que le escuche y le de mucho cariño, y a ser posible que no use frases hechas. Siempre será mejor el silencio que un “ya tendrás más” o “sois muy jóvenes”, esos comentarios suelen sonar a desprecio. Imagina que pierdes a tu madre y alguien te contesta “ya se casará tu padre con otra”… Al final todos sabemos que la vida sigue, pero hay que llorar lo que pierdes para poder disfrutar de lo que venga.

  28. Hola soy Rocío, creo que nunca es poco hablar de este tema. Soy doula y hace unas semanas me enfrenté a la pérdida de Malena y no sé si supe acompañar…

    Hace justo 30meses mi hija Itzá murió dentro de mí cuando la gestaba de 27 semanas… al principio lo justifiqué bien y di gracias a la naturaleza que en su sabiduría hizo que mi hija no sufriera ala nacer pero… fue un proceso horrible y aunque creía que la muerte era algo que ya tenía trabajado por haber despedido a mi padre, me di cuenta que sentirla dentro de mí me despojaba de la distancia necesaria para velar a ese ser tan querido… Los peores momentos los pasé en el hospital ya que fue una inducción de parto… al quinto dia de inducir cuando creía que ya no podía con tantas contracciones, apareció una matrona que era mi angel de la guarda y me acompañó en el parto, a pesar de no poder evitar los momentos de reanimación… Incineré a mi hija y sus cenizas forman parte de un jazmín de bellísimas flores que vive en nuestro patio… Tuve pesadillas varios meses y dos abortos más…

    Cuando tiré la toalla en mi intento de embarazo y me dediqué a amarme, a entregarme a las personas, a dejarme llevar por el ciclo de la vida (y de la muerte) y me formé como doula… Entonces, cuando estaba mas preparada que nunca, llamó a la puerta de este mundo mi hija Raíz… Hice un trabajo muy profundo de merecer ese embarazo y el parto que deseaba y preparé mi casa para dar a luz en la intimidad y con las personas que amo… El 3 de enero nació, fue un parto hermosísimo a la luz de la candela….

    Hace dos semanas mi amiga Chus, a la que asesoraba y acompañaba en su embarazo, me llamó para decirme que no sentía a su hija Malena… yo le contesté que era normal, que estaba ya de nueve meses y se sentía apretadita… la insté a que se bañara, le cantara y buscara en ella las respuestas… pero que si no se quedaba tranquila que fuera a la matrona, ella le buscaría el latido… No sé cuando fue a la matrona, pero si sé que la siguiente llamada fue de su compañero para decirme que habían perdido a Malena…

    Todo esto me remueve demasiado y sentir lo que ella ha sentido me ha producido mucha angustia… me preparé para su rechazo y traté de despedirme de Malena a mi modo, pues yo también la esperaba…

    Hoy por hoy, trato de dar tiempo y espacio suficiente a Chus, pero no sé cómo acompañarla en su dolor… mi sangre, mi sentir, mi mente y mi energía están con ella… se lo mando a diario… trato de mandarle toda mi luz y mi alegría… por ella… por Malena…

    Muchas gracias Nohemí por abrir este espacio tan necesario…

    Todo mi amor y mi acompañamiento sincero para las mamás que se despiden de sus hijos que vinieron por un breve tiempo a enseñar tanto… tanto…

    1. Querida Rocío:
      Creo que nunca pasaremos por un acompañamiento al duelo donde tengamos la certeza de ahberlo hecho todo bien… sobre todo porque el concepto “bien” o “mal” creo que es demasiado ambiguo. No hay ds personas iguales, ni dos procesos de duelo iguales. Y además el acompañamiento cuando el tema nos toca de cerca reabre nuestras propias heridas lo que nos hace involucrarnos emocionalmente de forma diferente.
      Siento profundamente tus abortos y siento que tu amiga haya sufrido también la muerte de Malena… Lo que estoy segura es que estando a su lado le haces mucho bien.
      Siempre digo que ante la duda de qué o cómo hacer las cosas intentemos ponernos en el lugar de la otrapersona y pensar qué nso gustaría a nosotros… y si no recordar que “el amor nunca falla”… cuando te interesas de verdad e alguien, eso se nota y traspasa acciones y palabras.
      Yo agradecía que me preguntaran sencillamente: “¿Cómo estás?”… eso me daba la oportunidad de decidir si hablaba ono del tema… tan sencillo como eso. Y luego los abrazos… se transmite tanto por el tacto… y lo tneemos tan olvidado… Si no sabemos qué decir y la persona está receptiva y tenemos intimidad conella como para eso, démosle un abrazo… de los que llegan al alma…
      Yo sigo aprendiendo cada día de mis heridas y de las de otras… y creoque como dices, nunca se habrá hablado lo suficiente de este tema… porque es de lo más profundo que nospuede pasar y no se puede equiparar a otro tipo de perdidas como lade un padre o una madre… COn estos bebés que mueren, morimos un poco nosotras… y aceptar eso es duro y doloroso. Solo nos consuela un poco saber que este dolor puede transformarse en otra cosa y se positiva para otros. Gracias Rocío por dedicarte a apoyar a otras mujeres.
      Un abrazo cálido para ambas… y un recuerdo para esas criaturas, como me gusta llamarlas, que en tan poco tiempo nos enseñaron tanto y dejaron tanta huella.

  29. yo por suerte tengo aqui a mi niña y me siento mas que afortunada pero no me ha sido nada facil no se por que si por el rencor la maldad o simplemente un sentido comun equivocado me quisieron desgarrar de la vida de mi pequeña avase de amenazas presiones y maltrato psicologico por desgracia por parte de mi padre y de mi pareja no me puedo imaginar el dolor de perder a un hijo , pero si siento el dolor de haberme planteado perder a mi bebe Todo el mundo me decia que era muy joven que ya tendria mas hijos pero ningun hombre puede sentir a su bebe dentro de el , es muy facil decirlo pero cada bebe es unico .En mi 19 semana de gestacion casi pierdo a mi bebe por culpa de mi pareja ya que me dio un golpe para matarme a mi pequeña a mi se me cayo el mundo al pensar que mi sueño de ser madre terminaria pero mi angel de la guarda hay estubo para guardar de se nieta …gracias a mi pequeña e podido superar los maltratos y poder denunciarlo ahora la tengo junto a mi pero creo que no hubiera podido afrotar su perdida en un ambiente de malos tratos y sin el apoyo de nadie quiero dar mi total apoyo a las madres que han perdido a sus bebes por que ellos te eseñan a querer lo que no ves y a aluchar vontra viento y marea por una cosita pequeña parte de ti misma

  30. tengo una semana de sufrir por que tuve un aborto y no me siento preparada de hablarlo con nadie, estoy muy triste, me duele mucho el corazon, teniac13 semanas de embarazo, y no me se enfrentar a las personas no se que decir o mejor dicho no quiero que me digan nada,no lo hablo siquiera con mi esposo me da rabia que el se ve recuperado, aunque por dentro le doy gracias a Dios por darle las fuerzas que yo necesito. lo unico que les pido a todos ustedes es que recen por el alma de mi hijito, que me hace muchisima falta gracias. diana.

  31. Hola a todas… la verdad es que uno a veces llega a pensar que uno es tonto por llorar o tener duelos por nuestras criaturas que no tenemos hoy a nuestro lado… y ahora que encontre este foro y leo todas sus experiencias ya uno no se siente tan solo…
    La verdad mi historia no es muy distinta a las de ustedes, tengo 4 años buscando bebes, me hicieron 1 inseminación hace mas de un año, resulto positiva pero a las 8 semanas lo perdi… fue algo muy duro porque cuando te hacen el legrado que sientes que estan sacando a tu bebe que tanto anhelabas es como perder el mundo… y al dia siguiente tuve los peores dolores de vientre que he sentido en mi vida fue lo peor que me pudo pasar…
    Luego nos hicimos dos inseminaciones mas pero no resultaron… y hace casi dos meses me hicieron otra inseminación si quede embarazada estaba super animada, con mucha alegria planificando como seria su cuarto y todo el proceso del embarazo, y cuando fui al ginecologo a ver al bebe en la primera cita mi medico observo que se quedo paralizado, solo se veia un saquito de un par de semanas y no de un mes como era lo que esperabamos…
    La verdad es que otra vez senti que perdia el mundo, desilusión, rabia, impotencia, ganas de gritar mi dolor, de hablarlo con alguien para sacar todo esto que llevo por dentro… y por supuesto ahora un miedo terrible de volver a pasar por lo mismo…
    Mi esposo no me quiere ver llorando ni triste pero es dificil reir y tener ilusiones de nuevo… a veces pienso que Dios no nos va a dar la oportunidad de tener bebes y que sencillamente debo dedicarme a otras cosas y ser feliz sin tener hijos… pero esto realmente es asi? o debo seguir luchando para tener los hijos que tanto anhelo desde hace tanto tiempo? ya tengo 38 años y todo el mundo comienza a decirte que estas vieja y que efectivamente cada dia que pasa tienes menos posibilidades de lograrlo…
    Gracias por leer nuestras historias y si alguien puede decirme que piensa seria de gran ayuda para mi…
    Un abrazo a todas…

  32. Hola Vero,
    Estoy leyendo este foro ya que empeze mi busqueda de un hijo y saltando de pagina en pagina llegue a ustedes, no entiendo en carne propia lo que han pasado todas pero si les puedo decir que llore con las historias de muchas de ustedes.
    Como comentaron antes amar a un hijo se lo ama mucho antes de gestarlo y yo me encuentro en esa etapa… Lo sueño sin saber que me depara la suerte.
    Ojala la vida les rodee ese hueco de dolor con mucho cariño y amor y las ayude a sobrellevarlo con la entereza que las hizo sobrevivir a sus historias.
    Te escribo a ti porque vi que pedias una opinion y en mi ignorancia quiero dartela esperando te sea útil.
    Solo escucha a tu corazón. Cada una sabe lo que aguanta su alma y lo que no, y si la tuya no aguanta simplemente no lo hace y si aguanta mas intentos no te frenes por lo que diga la gente porque no hay peor cosa que el remordimiento por lo que no intentamos. Y si decidis intentarlo y no funciona (se que no es un consuelo ni intento con esto suplir una cosa por otra) siempre hay un angel que llego a este mundo sin la suerte de padres amorosos como tú y que espera en un orfanato ser amado como todos.
    En mi país como en muchos otros las adopciones son complicadísimas pero con mi esposo somos concientes y creemos que un niño no merece la falta de amor de un padre por lo que si decidieramos tener 2 niños o la vida nos privara de los propios optaríamos por dar todo lo que tenemos para dar a alguien que daría su vida por una oportunidad.
    Y si lo intentas y funciona… Quien te va a quitar lo bailado?
    Simplemente sete sincera y no te lastimes ni por hacer ni por no hacer.
    Te deseo todo lo mejor, lamento en el corazón sus perdidas y espero con el alma que la vida les devuelva con creces todo ese dolor que le dieron (se que ella suele hacerlo…) y les mando un fuerte abrazo,
    Luna

  33. Hola a todas! Es verdad: mucha gente te contesta que los bebés que nacen no son nada. Duele ver tanta frialdad, tanta falta de empatía. Perdí mi primer embarazo en el primer trimestre, pero el desconsuelo fue tan grande como si hubiera perdido un hijo ya nacido. Esta experiencia me hundió en un lugar de soledad tan profundo, que nadie podía acceder a él, ni siquiera mi esposo sabía cómo ayudarme. Recuerdo cómo alternaba furia con apatía y tristeza profunda. Cómo hice adrede cosas que me lastimaron, recuerdo el deseo de no seguir adelante. Poco tiempo después la vida me regaló una niña, y en seguida un varoncito, que son la luz de mis ojos y la alegría de cada día. Pero el dolor de no tener conmigo a ese bebé hace que se me llenen los ojos de lágrimas cada vez que escucho que otra mujer tiene que pasar por el mismo trance. Ojalá los profesionales y la sociedad en general se sensibilice con el correr del tiempo, y comprendan que para una mujer, no hay dolor más grande que ver comprometida su capacidad de dar vida. Gracias por este espacio y por el cariño y la comprensión para con todas las mujeres que compartimos algo tan doloroso. Para cualquier cosa que necesiten aquí estoy! Abrazo a todas!!!

  34. […] ya tuvieran superado el duelo o que fueran muy conscientes de ello. Os dejo el enlace al blog de Mimos y teta, que además de ser un referente para mí en otras muchas cuestiones de maternidad,  tiene posts […]