Así se empieza…

Nuestra sociedad aún se sorprende de ver a madres y padres llevando a sus bebés en brazos o con portabebés porque no hemos conocido otra cosa que carritos…

Todas las familias dan por sentado que, si viene un bebé, un cochecito es compra indispensable… es como si bebé y cochecito fueran un binomio inseparable. De hecho, hasta los muñecos vienen con carrito.

Los niños de hoy juegan con sus muñec@s a darles el biberón, a dormirles en su cuna y a pasearlos en carrito. No es extraño que cuando esos niños crecen y se convierten en padres… repitan esos roles que han visto y que han ensayado durante toda su infancia.

Por eso es tan importante no sólo que nuestros hijos hoy nos vean amamantar o llevar a nuestros hijos en portabebés sino que, además, jueguen a ello… a imitarnos. Todos los padres sabemos qué fácil es que un niño aprenda por imitación. De hecho es lo que más les gusta: hacer lo que nos ven hacer… […]